La noche de este 26 de enero, la ciudad de Los Ángeles cobijó la 62 entrega de los Grammy; máximo reconocimiento dentro de la industria musical que coronó a la revelación juvenil Billie Eilish como la máxima ganadora de la noche. La estadounidense, quien aspiraba al gramófono en seis categorías, subió al escenario del Staples Center para recibir 5 galardones, cuatro de estos correspondientes a las categorías más importantes de la noche.

El primer Grammy de Eilish fue en la categoría a Mejor Album Pop Vocal por When We All Fall Asleep, Where Do We Go?, categoría donde la joven debutante originaria de Los Ángeles competía junto a grandes exponentes de la industria como Ariana Grande, Beyoncé, Taylor Swift y el británico Ed Sheeran.

El segundo galardón al que la cantautora se hizo acreedora fue a Mejor Artista Nuevo. En esta terna, Billie Eilish contendió contra Lizzo (quien era la máxima nominada de la noche en 8 categorías), Lil Nas X, Black Pumas, Tank and the Bangas, Yola y la estrella española del género urbano, Rosalía.

“Muchas gracias. Es la primera vez que vengo a unos Grammy’s, nunca esperé una cosa así. Yo crecí viéndolos. Siempre bromeo y no me tomo las cosas en serio pero quiero decir que estoy tan agradecida, me siento honrada. Los adoro. Crecí viéndolos a todos”, expresó en uno de sus agradecimientos.

Con When We All Fall Asleep, Where Do We Go?, su disco debut grabado en su propia casa, la cantante conquistó el Grammy a Álbum del Año, derrotando a otras placas de estudio como Thank U, Next (Ariana Grande), Cuz I Love You (Lizzo), I, I (Bon Iver), Norman F***ing Rockwell (Lana del Rey), I Used to Know Her (H.E.R.), 7 (Lil Nas X) y Father of the Bride (Vampire Weekend).

No obstante de haber liderado los charts más relevantes de la industria y de alzarse como una de las mejores canciones del pasado 2019, el hit “bad guy” de la artista de 18 años culminó su racha de éxitos durante la ceremonia. Gracias esta canción, Eilish recibió el Grammy a Canción del Año y Grabación del Año.

Antes de la entrega, Eilish hizo historia al convertirse – a sus 17 años – en la cantante más joven en ser nominada dentro de las cuatro categorías principales de los Grammy; mismas ternas que ganó ya con 18 años cumplidos y con las que nuevamente hace historia al ser la primera mujer en cosechar dichos gramófono en un mismo año.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.