Desde su creación en el año de 1946 a cargo del diseñador francés Louis Réard, el bikini se ha convertido en el aliado perfecto de las mujeres en la temporada de verano, sin embargo, la aceptación de esta prenda en el sector femenino no fue de forma inmediata ya que en sus orígenes desafió a los convencionalismos establecidos por la sociedad conservadora.

A través del paso de los años, el bikini ha sufrido una serie de transformaciones (diseños, texturas, colores, etc.) hasta convertirse en lo que conocemos hoy en día. No obstante de sus cambios estéticos, el bikini también adoptó nuevos escenarios fuera de su campo principal (el agua); por lo que hoy en día es común verlo en mujeres realizando paseos por la playa, fiestas (pool party) o bien, desayunos informales dentro de la  ciudad para las mujeres más arriesgadas.

Si tienes planes de viajar a la playa esta temporada y buscas complementar tu bikini, incluye en tu outfit unas gafas de sol y una pamela para dar un toque de glamour a tu imagen. Recuerda que la creatividad es nuestra mejor herramienta para obtener los mejores resultados.

 

 

Actualmente, el bikini juega una pieza primordial para este verano ya que además de gozar una tendencia por colores neón (amarillo, naranja, rosa), se ha convertido en una prenda clave del street style.

El clima cálido de la ciudad es el pretexto perfecto para atreverse y crear looks auténticos a través de una buena selección de complementos que hagan de un bikini, un must. Unos shorts de mezclilla, un blusón o t-shirt estampados aunados a unas sandalias romanas o planas y un maxi-collar con motivos étnicos y una serie de pulseras pueden dar como resultado una imagen fresca e innovadora a tu imagen este verano.

 

 

Deja un comentario