El actor estadounidense John Krasinski debuta exitosamente en su faceta como director con el estreno de su Opera Prima titulada Un Lugar en Silencio; largometraje de suspenso que logra mantener al espectador con angustia y sin aliento de principio a fin, ya que el sonido se convierte en el peor enemigo de sus protagonistas.

A su estreno, el filme conquistó el primer lugar de la taquilla en Estados Unidos y Canadá, registrando ingresos por más de 50 millones de dólares (durante su primer fin de semana en exhibición); logro que se repitió en otros países como México y Colombia.

Un Lugar en Silencio cuenta la historia de una familia americana que busca protegerse y sobrevivir de unas extrañas criaturas –posiblemente de origen extraterrestre- que han exterminado con gran parte de la sociedad de este planeta. Pese a estar ciegas, estas peligrosas criaturas poseen un desarrollado sentido auditivo que les permite localizar cualquier sonido que sea más fuerte que un simple susurro; motivo por el cual la familia aprende a comunicarse entre sí mediante señas y códigos en su vida diaria.

Además de fungir como director de la película, John Krasinski comparte créditos actorales con Emily Blunt, Millicent Simmonds y Noah Jupe.

 

 

Preparan ideas para la secuela

Ante el éxito con la audiencia, crítica y la taquilla; Krasinski y la productora del filme comienzan a hacer planes para expandir la historia y con esto, dar vida a una nueva franquicia cinematográfica, tal y como lo hiciera James Wan con El Conjuro.

Con motivo de su lanzamiento, los guionistas Bryan Woods y Scott Beck ofrecieron una entrevista en la que aseguraron estar trabajando en ideas para la secuela de Un Lugar en Silencio. Estos argumentan que, pese a la exterminación del mundo entero por parte de estos seres, es posible que existan más familias sobrevivientes con sus respectivas historias.

 

Deja un comentario